capçalera
  inicio . català . english . deutsch . italiano . français
mapa web . créditos  
menu_topmenu_topmenu_topmenu_topmenu_topmenu_topmenu_topmenu_topmenu_topmenu_top
pensamiento objetivo
 El Arte
 Principios del Arte
 Etapas del Arte
 Objetivo misional del Arte
 Demostración y Arte
 Arte y teología
 Mística luliana
 La nueva ciencia
 La nueva literatura
 La nueva predicación
 El Arte y la informática


Según la Vita coetanea, Ramón, en el momento de la conversión, formuló tres propósitos: 1. intentar convertir a los infieles, y sobre todo a los musulmanes, sin temer un posible martirio; 2. escribir un libro ―el mejor libro del mundo― contra los errores de los infieles, y 3. intentar convencer al papa, a los reyes y a los príncipes de fundar monasterios para la formación de misioneros. Es la manera en que Ramón se propone llevar a cabo la primera intención de su nueva vida, amando, alabando y sirviendo a Dios.

El ‘mejor libro del mundo’ contra los errores de los infieles desembocó en una extensa obra variada y compleja, presidida por el Arte. Como método universal, el Arte fundamenta todas las ramas del conocimiento (la lógica, la metafísica, la filosofía, la teología, el derecho, la medicina y las otras ciencias de la naturaleza, las artes liberales y las mecánicas, etc.); esta condición de método de métodos, por encima de cualquier forma doctrinal previa, le otorga un poder culturalmente neutral como herramienta de persuasión racional. El objetivo esencial de Llull era difundir la Verdad haciéndola inmediatamente patente y activa entre los creyentes e imponiéndola a los infieles por la fuerza de la evidencia.

El objetivo misional está situado en el corazón de la obra de Ramón Llull y condiciona muchas de sus peculiaridades, como por ejemplo, la de rehuir las citas de autoridad, un fenómeno muy poco habitual en el siglo xiii. Para convencer a los infieles de la verdad del cristianismo, Llull creía que era inviable intentar debatir a partir de los textos sagrados, la Biblia y el Corán, que era el sistema de disputa habitual. La discusión sobre el sentido de los textos se hacía inacabable y alejaba el objetivo deseado. El Arte es un arte o técnica de disputar que presenta la Verdad desde formulaciones racionales que Llull denomina ‘razones necesarias’ o ‘razones demostrativas’.

El Libro del gentil y de los tres sabios es la más literaria de las obras lulianas de polémica religiosa: las ‘flores’ o condiciones artísticas que indica la doncella Inteligencia a los tres sabios permiten exponer los principios de las tres ‘leyes’ (judía, musulmana y cristiana) de acuerdo con la razón. El gentil que los escucha tiene que poder elegir sin posibilidad de error.

 

enllaç UB Centre de Documentació Ramon Llull